Ser todo oídos (o ser toda oídos)


Si alguien os dice alguna vez «soy todo oídos», no te preocupes, no se va a convertir en una oreja gigante, aunque metafóricamente hablando, si tiene algo ver. Ser todo oídos significa que estás dispuesto a escuchar, que estás esperando que alguien te cuente algo, así que es vuestro momento de gloria para ser escuchados.

Imaginaos que estáis en un problema muy grande y alguno de vuestros amigos os propone una posible solución. Ese es el momento de decir «soy todo oídos».

O que pillais a vuestro novio besando a otra chica y él os dice: esto no es lo que parece. Ese también es el momento de decir: soy toda oídos.

Como veis, es una expresión que tiene una gran utilidad.

6 comentarios en “Ser todo oídos (o ser toda oídos)

  1. Pingback: Expresiones Españolas | Yo enseño español, ¿y tú?

Responder a VBlogger Cancelar la respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s